bElla durmiente

Me dice el recepcionisto hoy en la mañana, con cara de extrañeza (cosa que me duele): Te ves diferente…; ¿en serio?, le pregunto. Sí, te ves…. Y se queda pensando. Le ayudo: ¿peinada?, ¿uniformada?, ¿desmaquillada?, ¿alta?, ¿chaparra?... Y contesta: No. Te ves feliz.

¡Hijo de Dios!...
Insinúa que todos los días llego con cara de perro, me imagino. Y se lo digo.
Se carcajea. Y corrige: “No. Te ves más feliz que el viernes, el jueves… y todos los días anteriores”.

Sonrío.

Y me digo a mí misma: lo que hace una noche bien dormida.
Atte. Radiante, feliz y bella durmiente (o sea moi).

:)

Comentarios

Lo que no olvidan...